¡Estás llamado a ser un dirigente!

El año 1933 Adolfo Hitler llegó a ser canciller de Alemania. Con un programa ANTI…humano, apoyado en una fuerte propaganda, “manipula” con habilidad las emociones de la multitud y solivianta a las masas.

En el mismo año Bertold Brech compone el Poema “Loa al estudio” que adjuntamos para su comentario.


Estudia lo elemental!
Para aquellos cuya hora ha llegado no es nunca demasiado tarde.
¡Aprende el "abc"! No basta, pero estúdialo. ¡No te desanimes!
¡Empieza! ¡Tienes que aprenderlo todo! Estás llamado a ser un dirigente.

¡Estudia, hombre en el asilo!
¡Estudia, hombre en la cárcel!
¡Estudia, mujer en la cocina!
¡Estudia, sexagenario!
Estás llamado a ser un dirigente.

¡Aun sin techo, asiste a la escuela!
¡Persigue el saber, muerto de frío!
¡Empuña el libro, hambriento! ¡Es un arma!
Estás llamado a ser un dirigente.

¡No temas preguntar, compañero!
¡No te dejes convencer!
¡Compruébalo tú mismo!
Lo que no aprendas por ti, no lo sabrás
 Comprueba la cuenta: tú tienes que pagarla.
Apunta con tu dedo a cada cosa y pregunta: "Y ésto, ¿de qué?"
 Estás llamado a ser un dirigente.


¿A quiénes considera sujetos de ese particular estudio? Al hombre de asilo, al encarcelado, a la mujer de la cocina, al mayor, al que vive en la calle, al hambriento…¿Podemos añadir otros desamparados?

¿A qué llama estudio? Aprender, no desanimarse, empezar ya, asistir a una escuela, perseguir el saber, “empuñar” un libro, superar el miedo a preguntar, comprobar todo, señalar…

¿Con qué actitud? ¡Fuera el desánimo! Actitud combativa, …

Y todo ello, porque ¡estás llamado a ser un dirigente!

Si hubiera que señalar una elemental ”filosofía” para ser persona, señalaré dos:1ª.-La gran compasión, la empatía. 2ª Una fuerte racionalidad.

En cuanto a la primera: la compasión, la capacidad de comprensión. De esto deberán depender los mejores méritos para un homenaje. No la nobleza de nacimiento, ni los títulos nobiliarios.

En cuanto a la segunda, significa cuidar la relación racional con la realidad que se puede conocer. No resulta fácil esta actitud. Si yo os contara la calidad de nuestros estudios de teología…Se partía de “Un estado de la cuestión”, por supuesto metafísica (más allá de lo físico, de lo tangible). Y a cuantos se hubiesen atrevido a “sospechar” o contradecir tal cuestión, se los colocaba en el apartado de “Los adversarios”.

Si tenéis la curiosidad de aproximaros a todo el campo de la investigación filosófica, sociológica, científica e histórica de hace 100 años, se llaman adversarios a buena parte de los pensadores contemporáneos. Es decir, de todos los que intentaban aproximarse al conocimiento de la realidad con la actitud más legítima y noble: la relación racional con la misma. Sólo esta actitud posibilita al hombre llegar a la libertad y a la autoconciencia.

Siento una cierta emoción al recordar que en mi seminario diocesano de Valladolid hubo dos curas con “otro olfato”: nos abrieron al Mundo moderno: Cine-Forum, Periodismo, Literatura del S. XX y Cristianismo, Teatro, lectura de Prensa diaria…que permitió situarnos en el mundo del momento con una actitud crítica y apasionada.

Por lo tanto, la Racionalidad, la Empatía-Compasión y (para otro día) la Resiliance.

Sólo esta actitud te permite llegar a ser UN DIRIGENTE.


Guillermo Lanseros

Share this:

Publica un comentari

 
Copyright © Revista CriTeri. Designed by OddThemes